domingo, 30 de diciembre de 2007

Pinzas

Hoy me he dado cuenta al tender la ropa: las pinzas de mi casa son todas adoptadas.
Cuando mi hermana era pequeña mi madre le pagaba un duro por cada cinco pinzas rescatadas. Ella bajaba con una cestita y se colaba en la jardinera del patio interior de nuestra parcela (parcela es como se le llama a los bloques de pisos en mi barrio), canjeaba la cosecha y se gastaba los duros en el kiosco de Rufas (hasta hace muy poco su mayor gasto semanal lo hacía en ese establecimiento).
Mientras tanto mi madre hervía las pinzas para liberarlas de posibles bacterias malignas que infectaran nuestra pulcra colada y las almacenaba en el trastero en bolsitas de docena. En esa casa nunca se gastó un duro en pinzas, a excepción claro está de la recompensa de mi hermana.
A día de hoy aun hay pinzas en bolsitas de doce en el trastero de mi madre, y por supuesto en mi casa todas las pinzas son adoptadas: las de la ropa, las que cierran el pan bimbo y los paquetes de galletas.
Hoy, tendiendo la colada me ha dado por pensar qué otras prendas habrán sujetado esas pinzas antes de ser hervidas sin piedad, si habrán cerrado quién sabe qué clase de bolsas... Seguro que Luis Piedrahita ya ha reflexionado sobre todo esto, pero seguro que sus pinzas eran compradas.

Mi librera de cabecera

La tarde en que te fuiste se apagaron todas las luces de la librería, la librería que soñasteis juntos y nunca pudiste pisar. Estás en todos los rincones.
Ahora sobrevolarás el Campo Grande en ala delta mientras los pavos te echan de menos en primavera; o surcarás una sabrosa sopa de libros a bordo de un barco de vapor siguiendo a un viejo caracol con el cascarón hecho de cuentos, te vigilará de cerca un atento periscopio, y seguro que, por mar o por cielo, te acompañan alegres delfines.
Los niños de Valladolid nos quedaremos en la orilla viendo cómo te marchas, pero te seguiremos visitando en la moqueta verde de nuestra memoria, donde nos recibirás en invierno para abrigarnos y en veranos para darnos sombra con tus amorosas recomendaciones.
bajo tu mirada de gran angular todos teníamos algo brillante y especial, nos lo sacabas para devolvernoslo en forma de libro.
Buen viaje Carmela, siempre estarás entre las páginas de nuestros libros favoritos.
Las ilustraciones son de Hebe Gardes, son bonitas y acompañan.

domingo, 23 de diciembre de 2007

TEJADOS

Están ahí siempre. En las pelis americanas la gente se sube a ellos para pensar, llorar, soñar, tramar. En la vida real están habitados por seres que en el suelo son vulgares, pero que ahí arriba son amos y señores.
Un día de éstos, cuando salgas a la calle y recorras el camino que todos los días te lleva a tu sitio, prueba. Mira hacia arriba y los verás. Querrás saber quién los habita. Querras vivir en una de esas azoteas con una gran terraza, te verás en verano tomando el sol y en invierno viendo llover o las luces de la ciudad. Querrás hacer una fiesta y plantar tomates en una jardinera.
Si tienes tiempo sube a la cafetería del Corte Inglés, en el piso más alto. Busca un buen ventanal y verás la ciudad como en una película. Si, es la misma de todos los días, pero tu ya no. Al menos durante un rato.
iza

viernes, 21 de diciembre de 2007

CONFRATERNIZANDO CON HIJOSPUTAS (LA PELÍCULA)


No sé si todos habéis tenido el inmenso placer de acudir a un "vino español" de esos que se dan en las empresas/organismos el viernes antes de navidad. Llega el jefe supremo, da un discurso sobre el maravilloso trabajo que hace posible que tal y que cual y que pascual, y todos le aplauden mogollón; pensando "a ver cuándo echan a este hijoputa de aquí". el vino no entiende de clases, pero sí el proletariado, y es digno de ver cómo ordenanzas y señoras de la limpieza se ponen una mesita aparte con sus platines separados, mientras que ingenieros, políticos y despacho-moradores en general ocupan el centro con sus barrigas, rodeados de las putazas de las secretarias de dirección. Es el apartheid de los pinchos, propiciado más por los que se sienten menos que por los que se sienten más, complejos peores que los de Portugal. Cuando eres de abajo pero te has colado arriba, sólo te queda una opción: beber como una cerda y ligar con todo el mundo. Marx no lo sabía, pero la tesis es una croqueta, la antítesis el jamóm y la síntesis el vino; y el fin de la historia llega borracho y en pelotas. O a lo mejor sí lo sabía, pero no se había inventado la lotería de Navidad. SARATUSTRA

lunes, 17 de diciembre de 2007

NOS GUSTA PASAR MIEDITIIIIS

Donde otros siguen tu guías, donde hay oscuridad tu ves luz.

¿Hay algo más inquietante que lo que un ciego ve? De lo poco interesante, que no novedoso, de la peli que están echando esta noche. Por lo demás, parafernalia de la buena y el rollo de siempre (no por rollo menos cierto): los que mandan manejan el miedo pa que no nos salgamos del tiesto. Así es la vida.
Por cierto chatis, hace mucho que no nos marcamos un buen agua con pelos, ya va siendo hora de que estrenen una güeni güeni. Mientras tanto hermana ¿por qué no sientas en tu blog al niño delante del charco?, ¿has olvidado las noches de terror villafranquinas?, ahí hay una buena historia, que si hombre que si.

domingo, 16 de diciembre de 2007


Nunca he sabido si eres de mar o de cielo. Me parece que no lo voy a saber nunca, porque cuando una sonrisa, siempre siempre fugaz, se desvanece en tu cara los indicios son contradictorios: en tu boca es líquida y en tus ojos brillante. ¿De mar o de cielo?. Pfff, ni idea.
Siempre he sido mucho más grosera en tus descripciones, hoy me ha dado por ser poética, que mas da, creo que contigo nunca acierto...
Y, en otro orden de cosas, qué precioso álbum ha hecho mi compañero (lo digo con un orgullo que te cagas) Pablo Albo. Para regalar estas navidades a quien te ilumine las noches o los días.

sábado, 15 de diciembre de 2007

PLEASE SPEAK ME SLOWLY

¿Que nos está pasando con las rubias, amigas? Se respira cierta acritud en el ambiente: despotricamos contra Kira Miró y contra la anónima novia del abajo descrito... ¿serán las mechas lo que nos jode, o serán sus novios macizos? mmm.
Yo no debiera ensañarme, cuando sea viejuna y las canas se hayan apoderado definitivamente de mi cabellera terminaré sucumbiendo, lo se. Es mi sino, el rubio me sienta bien (y si no acordaos de mi despedida de soltera) y los colores oscuros endurecen y avejentan las facciones.
Ser o no ser rubia. Como dice Donatella Versace (que no se si está más chalada de lo que parece o parece más chalada de lo que está): "Ser rubia no es sólo tener un color de pelo, es una forma de ser y una cuestión de gusto". Y por si Donatella no os parece suficiente argumento de autoridad, he leído en una revista. "El rubio es el color de la conquista, es un clásico de la seducción. Mitad ángel mitad demonio, el rubio resurge de sus cenizas para arrasar como tono de moda".
Pronto seré una de ellas, y puede que haga como tu, Sara; pediré una ayuda gubernamental basada en el siguiente razonamiento de peso: si un transexual es un hombre atrapado en un cuerpo de mujer o viceversa y por ese motivo el ministerio de sanidad debe hacerse cargo de sus operaciones correspondientes, ¿qué ministerio debe hacerse cargo de tus gastos de peluquería, que eres una pelirroja atrapada en un cuerpo de morena?.
En fin, seguiré unos añitos más con mis discretas mechas color chocolate, aunque solo sea pa poder seguir criticando agusto a las rubiasss.
Criticad malditas, criticad.

martes, 11 de diciembre de 2007

La máquina de coser de mi abuela Eladia



Nunca vi a mi abuela Eladia cosiendo, ni a mano ni a máquina. No me acuerdo de muchas cosas suyas, la verdad. Creo que es porque mi hermana se acuerda aun de menos.

El caso es que ahora que lo pienso ni siquiera se si la máquina era suya. Pero el caso es que me acabo de acordar de la máquina. De los cajones de la máquina más concretamente. Uno a cada lado de la mesa esa que tenía. Largos y muy estrechos. Con olor a aceite rancio.

En las aburridas horas de las siestas estivales eran todo un entretenimiento. Siempre había cosas interesantes: hilos, botones que te hacían soñar con prendas de ropa (y con sus dueños imaginarios y antepasados). Piececitas de plomo pertenecientes a quién sabe qué artilugios. Cajitas de lata con dibujitos de señoras antiguas en la tapa y algodones dentro. Monedas oxidadas con gente que no era el rey Juan Carlos. Papelitos amarillentos escritos con letras rizadas. Burruños de trapo de donde salía el olor ese a aceite rancio.
No me acuerdo de más, pero cualquier día tiro del hilo y me sale una sorpresa de uno de esos cajones, seguro.

MISCELANEA PARA UN MARTES

Esta bueno el macarrilla de los Gominolos esos ¿no? Y Kira Miró, ¿lo hace mal o es envidia cochina de lo buena que está también? La serie es una peste.

¡Otro rimel nuevo de propiedades inverosímiles!: Clubber, el rimel a prueba de fiesteras... a las 10 de la mañana en Pacosuarez querría yo verlo.

No lo creeréis, pero me he pasado el día batallando con un montón de dragones bi y tricéfalos, ordas de guerreros bien armados y algún unicornio despistado... agotador y real, muy real.

Nada como una manzana para paliar las ganas incontenibles de cenar algo abundante, salado y grasiento, antes de un vaso de leche con colacao y bien de galletas.

Que agradabilísima sorpresa Sara, un par de post más y se me quitan las ganas de pirarme al Myspace ese de los cojones.

Cuando supe que existía usted... señora...


Ay Dios mío! Cuándo empezamos a ser señoras? Es algo que elegimos? cuando empiezas a pararte en los escaparates de las joyerías y piensas "uy, pues esos pendientitos de oro que van con todo, no están nada mal" o cuando un traje te parece lo más cómodo del mundo ... en algunos casos es peor, porque hay un desfase entre tú y tus amigas... ese momento de bolso nuevo de tu amiga jaleado por todas, cuando dices "mi bolso también es nuevo", y pasa como una de esas bolas de paja de las pelis y miras tu bolso y te dices con voz pequeñita "es muy práctico...".

Es el ansia de status. Un día nos da por distinguir perfectamente la textura de los cosméticos caros, al día siguiente nos vemos corriendo por el metro aunque no tengamos prisa y comiendo con otras amigas trentacas en platos enormes y cuadrados; y nuestra vida va trenzando las exposiciones de Pollock con las pasadas nocturnas y con las bodas y relojes biológicos. A esto los niuyorkers le llaman "Bohemian Bourgeoisie", abreviado "BoBo", que pa ellos no suena a nada pero pa nosotros es muy descriptivo. Cada una llega como llega, pero esto es como el libro ese tétrico que me enseñó Isa esta mañana: un día te estás comiendo los mocos, y al siguiente, te resuenan los tacones.

domingo, 9 de diciembre de 2007

YA NO SOY MODERNA

Vengo corriendo, abro el blog y digo ¡CASA!
Uf, que vértigo me ha dao el Myspace ese de los cojones... cuantas preguntas, cuanta gente mirando, qué indiscreción. Con lo bien que se está aquí solica, sin nadie mirando... Mira que una trata de ser moderna y eso, pero madre mía, no es fácil, no. Y yo que pensaba que estaba a la última con mi blog... no somos nadie y menos en pelotas como dice el señor García.

lunes, 3 de diciembre de 2007

domingo, 2 de diciembre de 2007

MATRIMONIADAS vs ALSALIRDECLASE, ¿Qué habéis hecho el fin de semana?

Nos piramos las clases y estuvimos desde por la mañana en la fiesta de arquitectura de botellón, unas risas: las coñas de la biblioteca, los exámenes, que vamos a hacer en nochevieja... Luego salimos por el Portu y terminamos en Bagur con los de mi clase. Y el domingo fuimos a ver una peli en casa de un amigo que sus padres estaban en el pueblo, de tranquis.

Pues salimos con otro matrimonio a tomar unos vinos por la Rondilla. Y luego a tomar una copilla al centro, ya sabes. Mu bien, hablamos de lo caro que está todo, de las cenas de navidad de la empresa, los hijos y eso. Y el domingo, pues nada, una reunión de la comunidad de vecinos, luego la siesta y los resúmenes de los partidos.

jueves, 29 de noviembre de 2007

1,2,3


Hoy he vuelto a contar, por fin. Como sé, secuestrando la atención. Ha sido gozoso, si.
Lo mejor, la cara con que nos miraba el Ogro... ha salido de su guarida solo para espiarnos y ha disfrutado como un niño, como el más niño.
Vive en las mazmorras, y es mejor llevarse bien con él. Todos los personajes que quieren colarse en las estanterías necesitan que él les selle el pasaporte, por eso tiene tratos con brujas, piratas, magos, dragones, y hasta con el ratón Pérez que si hace mucho frío le invita a café. Su ocupación perforita es chinchar a las hadas, hay que tener cuidado, aunque no seas un hada.

domingo, 25 de noviembre de 2007

IRENE

Llegaste con la luna llena y, algún día, alguien te contará que tu bisabuelo materno hipnotizaba gallinas en un pajar en las tardes de verano.
Te esperan grandes historias, seguro.
Bienvenida prima.


jueves, 22 de noviembre de 2007

En la familia de mi amigo Coque son muchos, muchísimos. Y claro, siendo tantos tienen sus propias tradiciones. Una de las más curiosas es la que practican cada noche de fin de año: tras las uvas, toda la familia se reune al rededor de su vídeo beta y visionan juntos la inefable versión cinematográfica de La venganza de Don Mendo, de Muñoz Seca. Nadie sabe a qué se debe este curioso rito, pero lo respetan con fidelidad cada nochevieja. Ni siquiera perdonaron el año que Coque llevó a cenar a su primera novia alemana... la pobre no entendió ni papa.

Si no habéis visto la peli, es buen momento. Además rendiréis merecido homenaje al señor de la foto que se ha ido hoy.

Salud amiguitos.

lunes, 19 de noviembre de 2007

MARAVILLAS BURTON

UNA BUENA NOTICIA ME HA DESPERTADO ESTA MAÑANA: TIM BURTON PREPARA UNA VERSIÓN DE ALICIA EN EL PAÍS DE LAS MARAVILLAS, PROMETEDOR ¿NO?





¿Habéis visto hoy el Hormiguero?, creo que Lucas se come los bollicaos de Andy... y como se descuide se lo come a el también...

Salud feonautas.

domingo, 18 de noviembre de 2007

Mirad lo que me han regalado hoy, ¡que ilusión!.
Es bueno saber que hay zanahorias por ahí, y es mejor aun saber que hay gente por ahí que se acuerda de una.
Titín, tenías mucha razón, últimamente pienso mucho en mis antepasados. Han pasado dos años desde que una mañana al borde de la playa me dijiste que, tarde o temprano querría saber de dónde vengo. Entonces me pareció extraño, hoy ya no me lo parece tanto.
Estoy sentada al amor de mi chimenea esperando a que se termine de hacer el bizcocho de nueces y chocolate que tengo en el horno, mmm, huele bien rico. Mañana lo compartiré con mis nuevas compañeras de trabajo, es de bien nacida ser agradecida.

viernes, 16 de noviembre de 2007

QUE RICOOO

PRUEBA:
TORTILLA DE ALCACHOFA
INGREDIENTES: Para 2 personas, 2 alcachofas y 3 huevos (4 si hay mucho hambre), dos dientes de ajo y un chorrete de aceite.
PREPARACIÓN: quita las hojas de fuera de las alcachofas, bien peladas, hasta que se vean blancas. Corta las puntas de las hojas (unos 2 centímetros, sin miedo). Corta el tallo desde la raíz y pela un poco el culo. Corta el corazón que te ha quedado en juliana, bien finito. Pela los dientes de ajo y pica en cahitos pequeños. Mientras, pon a calentar una sartén con un chorrete de aceite (que cubra el fondo), como para saltear. Cuando esté caliente echa los corazones de las alcachofas picados y los ajos. Pon un poco de sal y saltea bien hasta que estén blanditos; no importa que se pongan un poco oscuras. Mientras, bate los huevos con una pizca de sal, vierte las alcachofas en el huevo y mezcla. En la misma sartén pon unas gotas más de aceite para que no se pegue la tortilla y ale, cuajala poco que sal más rica.
NIVEL DE DIFICULTAD: 2
NIVEL DE ENGORDE: 3
NIVEL DE SATISFACCIÓN: 9
TIEMPO EMPLEADO: 12 min
VARIACIONES: puedes añadir cebolla o puerro también picado en juliana, pero a mi me gusta más solo con alcachofa.
Cuando te lo hayas comido, bebe un vaso de agua y dime: ¿en qué se parecen las alcachofas al regaliz?
Que bien, vuelven las alcachofas, de ellas me gusta hasta el nombre. ALCACHOFAS, que ricasss.


jueves, 15 de noviembre de 2007

PERRA NEGRA VIEJA

Perra Negra Vieja vive a la entrada de mi pueblo. Si has pasado por allí puede que la hayas visto merodeando por la plaza.
Perra Negra Vieja es perra, es vieja y es blanca.
En verano parece que se va morir, hace de felpudo a la entrada del pueblo y si pitas no se aparta. Pero en invierno reguila y se mueve muy despacio, da miedo atropellarle al dar la curva de entrada al pueblo. Ten cuidado si pasas por allí, sobre todo de día; por la noche se le ve bien, es blanca y cuando hay niebla brilla un poco. En invierno en mi pueblo hay niebla todas las noches y casi todos los días.
Si una noche me la encuentro cerca de mi casa al sacar la basura, me muero del susto; no es que muerda, es que parece de otro sitio...

lunes, 12 de noviembre de 2007

RECETA PARA UN MAL LUNES


Ya se que un mal lunes lo tiene cualquiera, que no hacen falta recetas ni vainas... pero es mi blog y escribo lo que quiero:

1.- Que la semana anterior se te haya hecho larguísima y el domingo cortísimo (y sin rastro de conejílopes, por cierto).

2.- Que te duela la espalda.

3.- Que te caiga mal tu compañero de trabajo, aunque el pobre no tenga la culpa.

4.- Que se te pegara la paella del domingo y aun queden restos de arroz pegao en el fregadero (puaggg).

5.- Que haya hielo en el coche y tarde 10 minutos en arrancar mientras te jodes de frío y llegas tarde.

6.- Que tu jefe convierta tu precioso proyecto en una cagada sin fundamento.

7.- Que un grupo de clientas pedorras te desordenen toda la tienda y te miren como si no tuvieras otra cosa que hacer más que arreglar su desaguisado.

8.- Encender el ordenador y encontrar 7 tareas pendientes, ningún mensaje amistoso y que no haya post nuevos en Provincianas.

9.- Tener que elegir entre CSI y Supermodelo, a cual más coñazo.

10.- Cenar frutita porque ayer comiste doble ración de paella.

11.- Como cada mes, que te llegue la hora de rezumar femineidad a media mañana y sin artículos de higiene femenina a mano.

12.- Mirarte al espejo y ver que, en lo que a tu pelo se refiere, hoy tampoco es tu día... cualquier día me lo rapo y fuera, tanta mecha y tanta leche pa ir con estos pelos.

13.-...



Podría seguir otro rato bien largo, pero si no quiero que mañana martes sea aun peor, será mejor que me vaya a la cama pa que el lunes este que me ha tocao se me pase cuanto antes. Intentaré dormir bocarriba contra el dolor de espalda, soñaré con conejílopes, mañana me pondré coleta, arrancaré el coche mientras desayuno y saludaré a mi compañero y a mi jefe con una sonrisa bien grande y un nuevo proyecto bajo el brazo. Todo será mejor y, sobre todo, ya no será lunes.



Salud cabrones.

viernes, 9 de noviembre de 2007

MENOS MAL QUE EXISTEN LOS CONEJÍLOPES...

Hoy no me llevo bien con la técnica, pero si aun no conocéis a los conejílopes tomaos la molestia, en el peor de los casos os alegrarán el día. No soy capaz de colgar el vídeo, pero probad vosotros, son hijos de Pixar.

Feliz fin de semana amigos, yo esperaré paciente a que llegue el domingo para ir a buscar setas. Quién sabe, con un poco de suerte puede que aparezca un conejílope a recordarme lo fácil que es todo.

La vida es subir y bajar, menos mal que existen los conejílopes...

martes, 6 de noviembre de 2007

ECOS DE LA INFANCIA

Volviendo a casa me he cruzado con una cosechadora, los encantos de la vida rural, ya ves. Y me he dado cuenta de que, desde que vi Supermán (no se si II, IV o cual), no puedo ver una cosechadora sin pensar en la famosa escena en que el superhéroe rescataba in extremis a uno que dormía la siesta en medio de un sembrao. Y he visto alguna cosechadora que otra en mi infancia. Y ahora pienso... ¿qué coño hacía echando la siesta en medio de un sembrao?... si era de cebada, eso pica que jode, y ¿cómo coño no se despertó con el ruido infernal de la máquina?... mientras escribo estas letras la escucho cosechando el maíz que hay detras de mi casa (encantos de la vida rural, ya os digo).
Bueno, el caso es que el imaginario que el poco cine que he visto ha dejado en mí es notable. Hablando del maizal, no soy capaz de bajar la persiana de la habitación de atrás sin sentir un escalofrío y pensar en una panda de niñatos chalaos con la mirada perdida abriéndose paso entre el sembrao...
Y qué decir de la tele... de esa si he visto pa aburrir. Ahora mismo me encuentro ante una fantasía cumplida en mi regazo: de pequeña quería ser como Sofí, la sobrina del inspector Gadget, y tener un libro electrónico como el suyo. De hecho me llegué a fabricar uno chulísimo con un cartón. Y mira tu por dónde... es como si hoy estuviese volando sobre una alfombra...
En fin, hay que irse a dormir, no quiero ni pensar en mi imaginario futuro si hoy me duermo viendo las Gominolas estas de los cojones. ¡¡¡A la cama tol mundo, hombre, que mañana es día de escuela!!!



domingo, 4 de noviembre de 2007

De cardo

Niño y Padre tienen su técnica: acotan una zona y la someten a un rastreo exhaustivo.

Nuestra técnica es la del paseo, y da para un par de revueltos, o para un revuelto y aliñar un guiso. Digna recompensa si se tiene en cuenta que no nos gusta madrugar ni agacharnos demasiado. Muy digna, si señor.


Después de un rato se te adecua la vista y empiezas a verlas. De lejos brillan, aunque si las miras de cerca son mates. A veces son como las imágenes esas que había que mirar bizco, como viendo sin mirar, para ver los peces o el barco o lo que fuera, ¿sabes cuales?. Si te esfuerzas mucho no las ves, si te descuidas un poco y pasas la vista como por encima, ahí está, tapada con un cardo y brillando, solo para . No da pena cortarlas, porque se secan enseguida, y sueltan esporas para que haya mañana para otros que vengan.

Da mucho gustito, si. Sienta bien auto abastecerse, aunque los huevos, los ajos y el aceite los tengas que comprar en carrefur. También sienta bien observar el suelo que pisas, el de todos los días, ese en el que no te fijas. Y, sobre todo, sienta bien volver al páramo.


Es una de esas actividades que te conecta con los ancestros, aunque luego llegues a tu casa y te las meriendes mientras ves un telefilme americano de catástrofes naturales o de niñoparaliticoqueganalacarrera.

Ideal para un domingo soleado de otoño, si.

Ella dice que es una reina. Será ahora.

Desde esta mañana se que, por lo menos de pequeña, de muy pequeña, fue un hada. Aunque ahora no se acuerde.


Movía cosas. Tiene la piel casi transparente. No la he visto nunca dormida, pero no me extrañaría nada que desprendiese una luz azul. Ya se que no son demasiados indicios, y ni siquiera le gusta el campo, estaría perdida en el bosque, lo cual es una contradicción... pero yo creo que fue un hada.


No se qué pasó para que se le olvidara y se convirtiera en la reina que hoy es. Pero a mi no me engaña. Tengo argumentos de autoridad que lo confirman, y estarías de acuerdo conmigo si supieras que las hadas no son los seres ñoños que la gente piensa.

domingo, 28 de octubre de 2007

Qué grande es el mar



Qué grande es el mar. Tanto que a veces una se ve tentada a dejarse secar en la orilla por no poder abarcarlo.

Remojas los dedos de los pies y, aunque está frío, decides sumergirte. Pierdes pie y ganas miedo. Te asaltan dudas: pero si yo soy un bicho de tierra, qué hago aquí dentro, quién me manda...

Te cruzas con seres de escamas brillantes que se mueven con gracia, con minúsculos transparentes que parecen despedir luz, con algún oscuro siniestro.
Intimidan tanto unos como otros. Y me siento pequeña. Pequeña, torpe y opaca.
Aunque estoy segura de que yo también tengo algo brillante dentro, por eso puedo ver destellos entre la tiniebla del fondo marino... pero yo también quisiera brillar. O no. Puede que entonces no pudiera volver a la orilla.

Enseguida me canso, o me asusto, y me abandono a la orilla. El sol también brilla. Y da calor. Y la arena acaricia en contacto con la piel... mmmm...

Vaya, otra vez volveré a quedarme dormida, seca, al sol, soñando con los destellos húmedos y resbaladizos de los fondos marinos.
Las mariposas del placer han revoloteado ansiosas. Y yo me pongo nerviosa. No me da tiempo a disfrutar de todo... por eso hoy prefiero dormir. Mientras, dejaré que las olas más fuertes me salpiquen con gotas doradas, de esas que brillan al sol.
Puede que hoy también sueñe con estrellas de mar que ya tienen dueño.


miércoles, 24 de octubre de 2007

Hoy he vuelto a montar en el bus urbano, después de mucho tiempo. En el 3 concretamente. El tres, el de los del barrio, claro.


Que agradable: esperar un poco, montar y pillar sitio porque solo han montado los de Girón. Escuchar la emisora que ha elegido el conductor o, mejor aun, las conversaciones agenas, siempre bien interesantes.

De vez en cuando pegar la hebra con cualquiera: la Pura, que siempre le parezco más gorda y más guapa, me pregunta por mi madre y me cuenta de sus múltiples hijos. El vecino del segundo, que me cuenta de sus exámenes y me pregunta por mi hermana. Ana, que grita mucho y me habla de su novio el macarrilla. O esa señora desconocida que está indignada porque la novia de Borjatisen, el marqueso ese, es un pendón con borlas (¿¿¿???).

Mirar por la ventana con la calefacción bien enrojada como cae la lluvia y la ciudad sucumbe al trajín mañanero. La ciudad, hacía años que no la paseaba a diario, y la encuentro mucho más moderna (como yo, que ya tengo blog): más gente en bici y más gente leyendo el periódico en los semáforos, síntoma inequívoco. Me gusta.







Y, en otro orden de cosas... Se cumplen nada menos que 20 años de Dirty Dancing... uf, que viejunas somos... y parece que fue ayer cuando nos poníamos cachondas cuando Jonny le decía a Baby: "no permitiré que nadie te acorrale". DIOSSSS. Siempre quise bailar como los de la clase baja, uffff.



Como proclama Sara, ya no se hacen asín.

miércoles, 17 de octubre de 2007

Algunas escaleras se suben. Otras se bajan. Unas llevan lejos, otras son un viaje a ninguna parte. A veces uno no es capaz de distinguir si está subiendo o bajando, pero cualquier día la escalera se termina y da igual cuanto hayas subido o bajado. O no da igual. Qué sabemos.
Hoy me he levantado al pie de una escalera de peldaños cortos y cómodos. A media mañana y de repente, se ha retorcido y se ha transformado en una de caracol, que me ha llevado a otra escalera, esta vez muy alta y de tijera, siniestra. La más siniestra que había visto nunca. La he subido con estupor, la he bajado con cuidado y la he dejado atrás.
He pasado el resto del día subiendo y bajando a pasitos cortos por la escalera de peldaños cómodos de por la mañana que, a última hora de la tarde, me ha llevado a una escalera mecánica que poco a poco a ido perdiendo inclinación para convertirse en una cinta transportadora.
Buen viaje Carlos, explicabas muy bien las escaleras.

domingo, 14 de octubre de 2007

Siempre en domingo

Amos anda, ahora resulta que somos todas finísimas y jamás de los jamases nos ventosearíamos en presencia de nuestros noviosss...

Vale, asumiré que hoy domingo habéis pasado el día bien peinados, bien depilados y bien apocadas con vuestras respectivas parejas... pero ahí va la siguiente encuesta, en ésta sed sinceros por favor.

¿Qué tienen de distintos los domingos?

Desde ayer yo los adoro, es el único día de la semana que no tendré que madrugar... uf, se dice pronto ¿eh? Por cierto, mi deseo de "mañana será mejor" del último post no se cumplió...mañana fue peor, pero al 4º día conseguí no meter la pata durante 3 horas seguidas y hasta me lo pasé un poco bien con una clienta cachonda...

Pero ¿por qué hay quién los tiene como el día más triste de la semana?, ¿por qué hay quién opina que, en ésta nuestra provinciana localidad, si no tienes novia, los domingos no hay nada que hacer?

¿Qué se hace un domingo?



leer los suplementos de los periódicos
comer paella
ir al cine, o simultanear 3 pelis malas en la tele
visitar a los abuelos, o que te visiten los primos
ver fotos del verano pasado, o pensar en el que viene
desayunar sentado, con zumo y tostadas
hablar por teléfono con parientes lejanos, sale más barato
hacer los deberes del colegio, no hubo tiempo en todo el finde
tomar el vermú, o espantar la resaca
limpiar los baños, o dejarlos para el domingo que viene
pintarse las uñas, después de darse un baño con sales
ver al filo de lo imposible, en los intermedios de aída
soñar con la quiniela, atentos al teletexto
cenar guarradas, ya total, el lunes empiezo la dieta

...

Y tú, ¿qué haces el domingo?

lunes, 8 de octubre de 2007

Se que estáis ahí...

Uf, por fin llego a casa tras mi primer día como estupenda librera. He vendido un libro en 8 horas, y porque el fulano en cuestión lo tenía clarísimo: la princesa y el guisante.
3 cuartos de hora he tardado en encontrarlo... hubiera tardado menos en sacar el mismísimo guisante de la pila de colchones en la que descansaba la princesa... Me duelen los pies. Hay muchos libros. Los ordenadores son seres crueles. Mañana será mejor.


Por cierto feonautas, se que estáis ahí, fisgando por el ciberespacio, las respuestas de los test os delatan, así que manifestaos, no hagáis como que no sabéis. No es tan difícil majas.

domingo, 7 de octubre de 2007

Cada cosa en su sitio... o no

Se iniciaron mis sospechas cuando Amor entró en GH con ese vestido amarillo pollo. Ahora ojeo el especial moda del País (domingo dominguísimo) y parece que se confirma:
Se acabaron los talles bajos, las cinturas vuelven a estar donde las tienen las madres que nos parieron, en su sitio.
Puede que el verano que viene no tengamos que depilarnos los entresijos para podernos poner unos vaqueros a la moda. Y, con un poco de suerte, ya este mismo invierno no se nos quedarán los riñones heladicos.

jueves, 4 de octubre de 2007

Dior, pedos y palas

Salimos a cenar a un restaurante de moda, hija, es que nos vemos poquiiissssimo.

Pedimos platos de nombres imposibles, y un postre para compartir con doble extra de chocolate. Bromeamos con el camarero, aun parecemos las más jóvenes del local.

Después tomamos una copa en un sitio tranquilo, de rocanrol pero tranquilo.
Y charlamos: dietas, bodas, lo carísimos que están los pisos, trabajo, qué haremos con los niños cuando queramos salir, celulitis... Si, los ítems de la conversación podrían resultar tópicos, pero sorprenderían los contenidos. Fliparías con los planes de algunas para empaquetar a los niños en las noches de juerga...

Menos mal que, cumplamos los que cumplamos, seguimos siendo las mismas... ¿Has contestado ya la encuesta?

martes, 2 de octubre de 2007

La lluvia que caerá

Corren días propicios para regodearse en las penas.

No se si es la lluvia, la falta de luz, o la alfombra de mi salón; pero lo que apetece es apostarse en la ventana y ver llover mientras suena música bien triste. Encender la chimenea y añorar otras llamas, aun sabiendo que estás abrigada por las mejores.

No domino la técnica, así que baja hasta abajo, pica en el vídeo, sube el volumen, y disfruta de la música, la lluvia y la pena.

lunes, 1 de octubre de 2007

Bienvenidos

Ya era hora amiguitos, gracias por venir a poblar mi soledad cibernética... pero no basta con instalarse, ahora hay que manifestarse...

Se os quiere hermanos.

jueves, 27 de septiembre de 2007

Por fin Martín

Me desperté a la misma hora que nací, puede que un poco antes, no sabría decir. Creo que tenía las vías respiratorias obstruidas, casi no podía respirar.

Pero no llegué a angustiarme, enseguida se disipó la congestión. Me mantuve un rato despierta, no se si 3 minutos, 8, o 20, y me volví a dormir plácidamente al calor de unos brazos amorosos.
La mía debió de ser una llegada al mundo dulce, como mi despertar ésta mañana.

Espero que la tuya también lo haya sido, bienvenido Martín. Ahora descansa otro rato, te espera una vida entera.



Las Pestañas de Penélope


Puedes dormir tranquila hermana, a Penélope le han quitado sus pestañas.
Si, a la Pe le han prohibido usar el rimel ese telescópico que alargaba los pelos de sus párpados hasta el infinito y más allá. Y no es ninguna tontería, no; algunas estábamos preocupadas por el daño irreparable que esas colosales pestañas pudieran causar en la capa de ozono.
Pues si, las autoridades pertinentes han tomado cartas en el asunto y han prohibido el anuncio (aunque por otros motivos). Bien por las autoridades. Una amenaza menos para nuestra débil capa de ozono.
Eh, y que no se diga que en éste blog no se tratan temas serios. Para muestra, una pestaña.

martes, 25 de septiembre de 2007

Pero quéseeesto chaaacho

Pero qué invento es esto chaaacho, ¿lo habéis visto alguna vez?, semejante cochinada jaaaaa.
Un enorme mojón blanco, con lacasitos y cacahuetes, lo tapan y lo meten en un cacharro que hace migas y lo revuelve todo... madre de diosss. Y por si aun te quedan ganas de hincarle el diente, le ponen un cucharote de plástico que, por el lado de lo que viene a ser cuchara, el cuenquillo, parece como pa tomar jarabe espectorante... pero por el otro lado aun es peor, parece un enema... ufff. Y ¡¡¡encima en el bote aparece un atleta superfeliz dando brincos!!!, como pa andar dando brincos después de comerte ESO. Madre de diosss, madre de dios.
Dice Cali que se expulsa rápido... Yo no veo la hora de que salga de mi organismo pero YA. Seguro que tiene enganchina (eso que llevan los donetes y los doritos y hace que quieras más y más, ¿sabéis de qué os hablo verdaaa?) y, aunque sea una ascazo, dentro dos días me muero por comerme otro mcfurris de esos.
¿Qué no es pa tanto?, hacedme caso, he visto como a mi amiga se le ponían las pupilas con forma del molondroño ese después de comerse un mcmenú. Y sus familiares han perdido el culo por conseguírselo sin rechistar... eso es que el mono es de los chungos, de los chungos chungos. Y yo, tonta de mi, que a to me tengo que enganchar, he dicho "mmm, creo que yo también tomaré un poco de essso"
Y que el Plan Nacional sobre Drogas no tome cartas en el asunto... y que Mercedes Milá no haga campaña en contra... amos, hombrepordiosss.
Conste que me ha sabido tan rico, pero jaaaa, esta noche ceno fibra.

lunes, 24 de septiembre de 2007

CUMPLEAÑOS FELIZ

Ha llegado la gran semana, los astros se confabulan sobre nuestras testas para honrarnos... y nosotras sin tiempo para celebrarlo, me cachis en los mengues.

De pequeña leí un libro que se llamaba El árbol de los deseos. Por aquel entonces no me creía nada de lo que dicen los cuentos, aun no me había dado tiempo a comprobar que, si sabes mirar, cuentan mucha más verdad de lo que parece.
El caso es que esa historia aseguraba que, si la noche antes de tu cumpleaños le das la vuelta a la almohada antes de quedarte dormida, y a la mañana siguiente te levantas con el pie contrario al que acostumbras, pueden sucederte cosas maravillosas.
Tenía unos 8 o 9 años cuando lo leí. Desde entonces cada cumpleaños repito el ritual, y creo que, por fin, éste año le encuentro cierto sentido, y eso que no lo andaba buscando.
Algunos cumpleaños han sido asombrosos. No se si es tanto como maravillosos.
Que los vuestros lo sean, cuando quiera que sean.

domingo, 23 de septiembre de 2007

Qué coño con el otoño


Era hoy cuando empezaba ¿no? No me hago a la idea, todavía ésta mañana he desayunado en la calle con el solecito calentándome la espalda, mmmm.


Pues eso, para celebrarlo estreno alfombra abrigadica en mi pequeño gran salón. Da mucho gustito y, por extraño que parezca, me recordará el verano en las playas del sur durante los días de invierno a orillas del Duero. Pisarla descalza es como pasear por la playa, pero sin migas.


Bueno, sin migas de momento, ya he dicho que la estreno hoy. ¡Venid a probarla antes de que sea tarde cabrones!, y dejad de coger olas, loar a Elvis, comer gofres, jugar al futbol, o lo que sea que estéis haciendo, que se me va a oxidar la paellera coñe.
Besicos otoñales desde mi alfombra voladora.

miércoles, 19 de septiembre de 2007

Miss Laca Adolescente

Qué buen rato amiguitos, me duelen las orejas de estar casi dos horas con una sonrisa leve pero mantenida. Gracias por la recomendación Alfonso.

Al ir a comprar la entrada, el taquillero (que, por cierto Sara, está mucho mejor calvo que con peluquín) me ha advertido de que estaría sola en la sala... A mi no me importa. Si fuera una peli de agua con pelos otro gallo cantaría, pero a ver esas siempre voy acompañada.

No esperéis gran cosa, la peli es simple pero encantadora, como el mecanismo de un botijo. Justo lo que andaba buscando al salir de mi encierro en la torre en la que me encuentro recluida 8 horas al día, hasta el 3 de octubre.

En fin, yo también quisiera que todos los días fuesen el día de los negros. Salud y mucha laaacaaaa hermanos.

viernes, 14 de septiembre de 2007

ESTAMOS DE FERIAS

Qué días duros chatissss, cuantas decisiones...

¿Salgo hoy o mañana?, ¿o salgo hoy y mañana?
¿Casetas de arriba o casetas de abajo?, ¿a comer o a cenar?

¡Viva el vino!

martes, 11 de septiembre de 2007

¿Dónde estabas entonces?

¿Te acuerdas de dónde estabas cuando pasó?, seguro que si.
¿Qué estabas haciendo?, ¿pensaste que se iba a acabar el mundo?
¿Crees que el mundo es otro desde entonces?

SOMOS MUCHAS

Y es que a veces una es muchas.
Y si no, prueba a jugar con tu nombre y verás cómo las encuentras... por lo menos a algunas. Yo abrí ayer el diccionario y tropecé con unas cuantas, y eso que no las estaba buscando.
  • Isabel Egaña: es esa que se despierta por las mañanas con los ojos pitañosos. No se parece mucho a mí. A veces es arisca. O si se parece, suele ser muy modorra.
  • Isabel Aser vive en una gran ciudad llena de rascacielos donde siempre es de noche. Lucha contra el crimen organizado, pero no está a las órdenes de nadie. Es un oficio que no da para comer, y las superhéroas también comen, así que algunas veces se convierte en Isabel Átex. Y, si el cliente lo pide y paga bien, puede ser también Isabel Átigo.
  • Isabel Aurel es la oronda cocinera que disfruta entre pucheros humeantes las tardes de invierno. Mmm, qué ricas patatas con chorizo hace.
  • Isabel Atina sale en el vídeo de un rapero negro y enorme. Lleva un trikini dorado y un abrigo de piel de conejo color canela. Se contonea subida al respaldo del asiento de cuero blanco de un descapotable negro. Un día dará el salto, depurará su estilo y grabará su propio disco que, por supuesto, dará mil vueltas al del rapero hortera del videoclip.
  • Isabel Uga es una enorrrme ballena. Su única peocupación es comer plácton todo el día y mantenerse en la franja donde el agua no está ni demasiado fría ni demasiado caliente. Me la encuentro muchas tardes de verano.
  • Isabel Una va en su coche rumbo a cualquier sitio concreto. No tiene prisa, pero va con el tiempo justo, si le sobra ya se tomará un café. Vuelve a casa cansada y satisfecha. Aunque cada 28 días pierde el rumbo...
  • Isabel Aica es miliciana, aunque no le gusta ver arder retablos. Cuando duerme, en el frío de la trinchera, sueña con Isabel Anza, que tiene el pelo enmarañado y viste con pieles, no habla, solo gruñe.
  • Isabel Eo se quedó en la biblioteca del barrio Belén, pero a veces me la encuentro. Puede que volvamos a ser muy amigas.
  • A Isabel Ienzo la veo cuando salgo de la ducha con la cara bien limpia y me doy crema hidratante. Una vez me hice una limpieza de cutis y estuvo conmigo un par de días.
  • Isabel Icor no me termina de caer bien. Al principio me recuerda a Isabel Ocuaz, pero enseguida se transforma en Isabel Apa y ya no hay quien la aguante. El otro día me la crucé en las casetas, pero conseguí darle esquinazo.
  • Isabel Ujo es muy amiga de Eugenia, pero mucho más fina y más discreta. Pasa el verano en un yate ni muy grande ni muy pequeño, y no se entera nadie. Bebe vino blanco y come marisco, nada más. A veces le acompaña Isabel Oro, que hace lo mismo pero lo parla todo.
  • Isabel Ucero era la nieta que soñaba mi abuelo.
  • Isabel Umbre es una narradora natural que no sabe que lo es. Despierta a Isabel Oba y a Isabel Yenda, y juntas recorren caminos ancestrales. Aunque ésta ultima se suele quedar rezagada por las cunetas.
  • A Isabel Imbo hace mucho tiempo que no la veo, creo que se quedó en una playa de arenas muy blancas y gentes muy negras.
  • Isabel Ío se empeña en ponerlo todo difícil. Viene mucho a verme.
  • Isabel Ija e Isabel Imón suelen ir de la mano, aunque la segunda es un poco más divertida que la primera. También pasan largas temporadas conmigo.
  • A Isabel Uz todavía no la conozco personalmente, aunque me han hablado de ella.

Y como no quiero que Isabel Ata se presente aquí ahora mismo, os invito a abrir el diccionario y ver qué os encontráis por ahí dentro...

lunes, 10 de septiembre de 2007



Dicen los Tuaregs:
Cuando estés solo por la noche en el desierto, no digas qué silencio, dí no oigo.

Tengo una lucha...

  • Ya dura todo el verano, pero ahora que estoy más en casa, arrecia.

La tomateras del jardín están espléndidas;de todo lo que hemos plantado, lo mejor (aunque hay quién prefiere los frutos no comestibles).

Las fresas como puños se quedaron en devezencuandounafresillaraquíticaydescolorida. Los dorados melocotones, en un único y canijo hueso cubierto de pelo, que se sostuvo precariamente sobre su rama mientras soportaba los embistes de los pájaros vecinos. Los calabacines, no están malos, pero tienen unas formas imposibles y poco apetecibles . Y las berenjenas son bonitas... todavía no las he probado, es que da igual, no me gustan.

Pero los tomates, aisss, los tomates. Los hay de 2 clases, arrugaos y redondicos, y los dos están buenísimos: en salsa, gazpacho, en ensalada... Hay muchos, muchísimos, tantos que habrá que buscar el modo de conservarlos.

La pega es que hay que disputarselos con los topillos.

Si, gente de ciudad, los topillos existen. No son un invento del Norte de Castilla para llenar páginas en verano. El alcalde de Villalar no se ha vuelto loco. Y si no, preguntadle a mi marido y a sus trampas caseras, no dan abasto.

Y son listos, muy listos. No solo porque su existencia se reduzca a comer y chingar, chingar y comer, sin otra preocupación que decidir en qué orden; sino porque acechan tras la tomatera para arrebatarme los únicos frutos del huerto que me gustan. No se comerán las berenjenas, no , ni los calabacines esos alienígenas.

También son pacientes, saben esperar el momento justo para hincarle el diente a los tomates. Su única duda es "lo muerdo ya o antes chingo otro poco", y así todo el rato. No te creas que les gustan verdes, no, les gustan maduritos, como a tí.

Y ésta es mi lucha. Salgo al jardín. Me acerco a la tomatera. Mmmm, ese todavía está muy verde... aquél de allí más... Me pongo en cuclillas y muevo un poco las ramas... y entonces lo veo: no está maduro del todo, pero ya no es verde, tampoco amarillo... es... es... está casi en su punto, mañana estará buenísimo. Pero si espero, ellos llegarán antes. Si lo corto ahora tendrá menos sabor. ¿Espero?, ¿lo corto ya y que madure en la cocina?, ¿pruebo a hacer tomates verdes fritos?. Mira que da mucho coraje encontrarlo a la mañana siguiente en su punto y mordisqueao... si por lo menos se lo comiesen entero...

Y el caso es que alguno de vosotros y yo sabemos quién tiene la culpa de todos estos destrozos e incalculables pérdidas para el sector agropecuario de la región. Y no es precisamente la JCYL... Pero esa es otra historia que no me corresponde a mi contar.

jueves, 6 de septiembre de 2007

Algunas veces vienen a pasar largas temporadas a mi casa. Se sientan en mi sofá y fuman. Fuman mucho.

Hay quién dice que son solo dos. Yo a veces veo tres.

¿Las encuentras? Puede que esta tarde, cuando llegue a casa, ya estén allí.

Se os quiere. iza

LLAMANDO A TODOS LOS PÁJAROS DEL MUNDO



Ahí está, mi marido, comunicándose con los pájaros centroamericanos...
Os sitúo: Junio de 2007, 9 a.m. hora local. Costarrica, Bosque nuboso de la reserva de Monteverde.
Habíamos pasado dos horas de paseo mañanero por la reserva, guiados por un autóctono, que resultó ser devoto de no se qué virgen en agradecimiento a su condición de exalcoholico. Su dominio del bosque nos dejó flipados, y su visión de la naturaleza, sin llegar a ser mística, tenía un nosequé que, cuando menos, te dejaba inquieto. Además, nuestro grupo lo completaba una pareja de sevillano él, canaria ella supersupersupergraciosssssos (ella manicura francesa, él incómodo con su recién estrenada alianza bicolor).
Para comprender la estampa, unos breves apuntes acerca del carácter del costarricense y su entorno: además de ese acento extraño, que bien podría ser de gringo hablando español (la erre la pronuncian ere!!!), tienen un humor bastante ácido, y su juego con el turista va de la mirada por encima del hombro al agradecimiento. Resulta algo desconcertante, pero si entras al trapo y encajas las pullas con elegancia son muy divertidos.
Es importante añadir que, una de las peculiaridades del bosque nuboso (al menos resulta peculiar para quienes venimos del asfalto) es que provoca en los hombres (cuando digo hombre quiero decir hombre) efectos curiosos.
El más destacable es que les despierta al CAZADOR. Por esta razón pienso que es un buen lugar para llevarte a tu marido: podrás comprobar con qué tipo de cazador te has casado... Y es que, si bien todos los hombres llevan al cazador dentro, no todos los cazadores son iguales, no.
Es muy curioso ver cómo todos tratan de hacer ver que han pasado su infancia persiguiendo jabalíes para alimentar a su clan, que son capaces de distinguir perfectamente, como por instinto natural, qué raíces resultan nutritivas y cuales dañinas... Bueno, por eso digo que hay clases, hay quienes se jactan de seguir un rastro mejor que nadie, quienes poseen un conocimiento ancestral de las plantas que les otorga un cierto rango en la manada... Sería largo y tal vez tedioso de explicar, pero durante nuestros paseos por el bosque pude observar a muchos de estos cazadores con el instinto desatado, y apuesto a que algunos de ellos no habían pisado hasta entonces nada más natural que el césped en tepes de su jardín.
Para que os hagais una idea, si alguna vez habéis estado en eurodisney y habéis visto a un señor muy serio, todo digno él, pasearse con una gorra con orejas de Goofy, sin mostrar ni un ápice de vergüenza, sabéis más o menos de qué os hablo... Donde fueres haz lo que vieres; solo que ésta vez hay algo en el bosque que te desata el instinto...
El caso es que nuestro paseo mañanero por el bosque nuboso se convirtió en una patética lucha de machos entre el graciossíssssimo sevillano y nuestro chamán particular. Mientras el primero trataba de hacerse el experto en pájaros y pullas, el segundo conseguía darle el revolcón cada vez que lo consideraba oportuno. La esposa, la simpática canaria, miraba al guía con cara de "pobrecitotercermundistaquesetienequeganarlavidaconnuestraspropinas,
dejalequedesahoguesurabiaconmimarío". El esposo, el graciosssso sevillano sacaba pecho y se defendía como gato panzarriba esgrimiendo su sabiduría de canal odissea y national geografic.
¿Y qué hacíamos mi marido y yo?
Pues yo no perdía ripio del duelo de machos, abrazaba árboles imposibles de abarcar, miraba flipada las manadas de gringos que nos cruzábamos por el camino, escuchaba atónita los mil ruidos del bosque (no podéis imaginar cómo suena eso, un estruendo auténtico, si señor) sin ser capaz de identificar ni la mitad. Y me moría por un gallo pinto (desayuno tico a base de arroz y mil condimentos) con todo lo que cayese en el plato, porque había desayunado un café aguachinao a las 6 de la mañana y pronto los ruidos de mis tripas no me dejarían escuchar la llamada del Quetzal.
Quién si escuchaba la llamada era mi marido.
Vaya si la escuchaba. Resultó ser nada más y nada menos que el rasteador de la manada. Si señor. Estoy casada con EL RASTREADOR. Todos los clanes de la comarca se lo disputan.
Además de batirse en duelo con el graciossso sevillano, el guía había pasado la mañana desgranado sus conocimientos. Y Miguel, como una gallinita picando en el corral, no había desperdiciado ni uno. Ambos habían abierto sus canales de transmisión de conocimientos ancestrales, y cuando por fin nos quedamos solos en el bosque, Miguel empezó a emitir sonidos que nunca antes había oído salir de su cuerpo...
Él dice que el quetzal le contestaba... ya os he dicho que yo no era capaz de distinguir unos sonidos de otros. Y, además, seguía sin desayunar.
Bienvenida Sara, hoy me siento un poco menos sola en mi torre.

VOLVED TODAS! VAGAS!


Por fin me he enterado de cómo entrar en esto! es cuestión de tiempo customizar el tema y sacarle partido. Todas y todos los interesados: pedidle a Isa su contraseña y a bloggear.

Propongo, para empezar, una foto por cabeza de las vacaciones de cada uno. Yo me voy el 17, asín que todavía no tengo...isa, por Dios, intenta escanear esa en que Miguel cree que se comunica con los pájaros, si no llévamela un día y la escaneo yo.
Siento romper el glamour, pero ahí va el insigne escudo de mi apellido.

Personas! Manifestáos!

martes, 4 de septiembre de 2007

LAS HORAS MUERTAS


Madrugo.
Pa ná.
Abro el correo.
No hay ná.
Leo el periódico.
No dice ná.
Vuelvo a abrir el correo.
Que no hay ná.
Espero.
¿A qué?
Dar en tonto se le llama en mi pueblo a esto que me espera de aquí a un mes.
Con la cantidad de cosas que uno haría si tuviese tiempo... y cuando te sobra no sabes en qué ocuparlo. Y, a ciencia cierta, el mes que viene estaré protestando porque no tengo tiempo para nada. El tiempo, qué cosa.

jueves, 30 de agosto de 2007

Aun nos quedan tantas zanahorias


¿Quién dijo que el año empieza en enero?, ¿quién?, y ¿por qué?.
Por qué no hoy mismo, o mañana, pasado a más tardar.
Aires nuevos
Calcetines
Hojas secas
Cosas que nacen, otras que se mueren
Olor a libro nuevo
Resacatar los jerseis
Cambiar la colcha por el edredón
Estrenar agenda
Porque tú ¿estrenas agenda ahora o en navidad?. Igual eres de los que no usan. Yo sin ella no soy nada, con ella poca cosa.
Como la del año pasado me fue bien, este año repito. Pero en azul. No me gusta mucho el color de las tapas, pero la espiral, el muellecito ese de la izquierda que tanto nos jode a los zurdos, es de un color azul precioso. Brilla.
¿Será apropiada para mi nuevo curro?, tantas dudas, tantas zanahorias... ¡Pero que contenta!
Brindemos por el año nuevo, ¡¡¡FELIZ AÑO NUEVO!!!
iza